miércoles, 24 de febrero de 2010

Sé que el sol está ahí detrás, pero sólo siento gris

Llego tarde a trabajar.
Se oscurece la mente.
Sólo quiero dormir.
Acurrucarme y dormir.
Le doy a la tecla.
Contesto emails.
Produzco reports y más reports.
Sólo quiero dormir.
Acurrucarme y dormir.
Calculo.
Analizo.
Respondo dudas.
Sólo quiero dormir.
Acurrucarme y dormir.
Asesoro historias raras raras.
Hago de consultora.
De psicóloga.
Hago oídos sordos.
Sólo quiero dormir.
Acurrucarme y dormir.
Llega, hora de abrazarme a tí
y que me beses.
Y dormirme a tu lado.
Protégeme.
Porque,
sólo quiero dormir.
Acurrucarme y dormir.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Vaya día tienes tu hoy... o debería decir días? No puede durar, tienes que echar pa' fuera ese estado de ánimo. Te entiendo, y se como son esas ganas de dormir y acurrucarse. Pero es cuando no sentimos asi, cuando no hay que dejarse, hay que luchar por disfrutar no sólo cuando llegamos a puerto a casa a los brazos de los que queremos, si no antes, ahora mientras libramos las batallas diarias. Ánimos... aqui abajo estamos para lo que necesites!! V.

Anónimo dijo...

Los días de lluvia pasarán, limpiate los ojos que tanta niebla no te deja ver lo bonita que tu eres y lo bonita que pinta tu vida últimamente. Esta noche, acuéstate y ya verás como mañana gafas de sol vas a necesitar por que te deslumbrarán las sonrisas. Y si algo de niebla aún te queda, piensa en todo loq ue te queda por amar, y lo que te amarán siempre. La musa

Anónimo dijo...

Ay!!! CON LO ROSA QUE HAS SIDO SIEMPRE!!!TE QUIERO!!!

lunares dijo...

De vez en cuando, es bueno acurrucarse. Dejarse llevar por esa neblina y ese automatismo. Bien te entiendo.
Pero no suelo permitirme muchos días de esos. POrque me pierdo un montón de cosas.
Supongo que sólo necesitas apoyar bien el pie, para dar un buen salto.
Acurrúcate, que te den besitos y abrazos... Y a la mañana siguiente úsalos como peto ante tanto gris.
bss.